Las ayudas que la Administración andaluza viene prestando desde el inicio del confinamiento a las escuelas infantiles se extinguirán el 31 de julio y no podrán percibirse, por tanto, durante el mes de agosto, tal y como la Coordinadora de Escuelas Infantiles de Andalucía había solicitado. Se trata de ayudas muy importantes para más de 2.000 que, a duras penas, han podido seguir pagando los sueldos de sus empleados una vez decretado el estado de alarma el pasado 15 de marzo. Ya se alcanzó una primera prórroga de esta subvención, en principio terminaban el 30 de junio y se logró prorrogarlas hasta el 31 de julio, pero ahora el Director General de Planificación de Centros, en la última Mesa de Infantil, celebrada hoy, ha respondido tajantemente que no se va a prolongar la ayuda al mes de agosto.

Una vez realizado el proceso de escolarización ordinario, las cifras indican una caída de la misma de un 7,7% , fiel reflejo de la caía de la natalidad, excesiva oferta educativa y los daños ocasionados por la pandemia del Covid-19. Queda el tramo de escolarización de septiembre, donde se espera que estos daños sean más halagüeños y se asemejen a los buenos datos de septiembre de 2019. Para lograrlo la Mesa se compromete a apoyar una campaña publicitaria de escolarización.

Aún así, las cifras de escolarización no son buenas y reflejan que, de más de 120.000 plazas ofertadas para el curso 2020-21 por la Junta de Andalucía, solo se han matriculado en el periodo ordinario 77.676 alumnos, lo que representa una desocupación de alrededor del 50% de la oferta. Por lo que, CEI-A ha solicitado una compensación económica para el sector, el cual se encuentra muy endeudado.

Entre los temas tratados la mesa informó de la posibilidad de facilitar a los centros material higiénico-sanitario, consistente en mascarillas y gel hidroalcohólico, aunque sigue pendiente de acuerdo con la Consejería de Salud.

Las pruebas PCR a todo el personal, según se comprometió el Consejero de Educación y Deporte en una de las reuniones informativas con los representantes del Primer Ciclo, se realizarán entre la última semana de agosto y la primera de septiembre. La fecha se comunicará por Séneca a finales de agosto.

En caso de que se produzcan rebrotes, en la Mesa se informó de que Salud no contempla un confinamiento masivo al tiempo que se añadió que, dado el caso, se optará por medidas menos agresivas y dañinas para el sector, como el aislamiento del personal o alumnado afectado. Si hubiese que llegar al cierre de las escuelas, según informó la Consejería, se está elaborando un plan de respuesta en la línea de una ayuda económica similar a la que está percibiendo el sector.